Formacion Universitaria Sevilla

Medios Sociales

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On GooglePlusVisit Us On YoutubeVisit Us On LinkedinCheck Our Feed

Las titulaciones de Enseñanza Técnico Profesional son de un gran valor académico y profesional, con ocupaciones de carácter operativo e instrumental y un alto grado de especialización en sus respectivos campos.

 FORMACIÓN_UNIVERSITARIA_EDUCACIÓN_TÉCNICO_PROFESIONAL

Este tipo de enseñanza tiene un enorme elenco de perfiles profesionales que se desarrollan a través de distintos cursos con diferentes actividades profesionales en amplios sectores tales como: administración, sanidad, servicios socioculturales, veterinaria, hostelería y turismo, informática, etc. Se trata de especialidades vinculadas con lo técnico y/o tecnológico.

 El objetivo de la Educación Técnica Profesional es formar y desarrollar en el estudiante las capacidades y conocimientos necesarios para que pueda ejercer una especialidad de apoyo a nivel profesional o bien poder desempeñarlo por cuenta propia.

Se trata de una formación fundamental y una gran opción para los más jóvenes que podrán convertir su vacación en su profesión, gracias al alto nivel de especialización que ofrecen este tipo de estudios.

En Formación Universitaria contamos con una alta calidad de programas para que a corto y medio plazo puedas enriquecer tus conocimientos y mejorar tu Currículum Vitae, necesario para encontrar el trabajo que tanto deseas.

Si quieres obtener tu Título Oficial mediante la superación de las Pruebas Directas al Titulo, haz clic aquí. Adquirirás los conocimientos y habilidades requeridas de una forma sencilla y flexible.

 

 

 

 

 

 

Si quieres entrar a formar parte del mercado laboral o mejorar el puesto que ya tienes, deberías conocer los perfiles y habilidades más demandadas por las distintas empresa y reclutadores.

FORMACIÓN_UNIVERSITARIA_CURSOS_FORMATIVOS_FP_TITULO_UNIVERSITARIO

Aquellos trabajos relacionados con la ingeniería, las ventas y el marketing, son y serán los más demandados durante el año 2017. Si estos perfiles te apasionan, es hora de que te formes y sigas ampliando tu currículum vitae con los cursos que te ofrecemos desde Formación Universitaria.

 También es importante que conozcas las habilidades que te ayudarán a conseguir un puesto en alguna de estas áreas de trabajo. A continuación, vamos a desatacar las siguientes:

 Polivalencia y capacidad de adaptación

Hoy en día las empresas requieren de trabajadores polivalentes y que sepan adaptarse a distintos puestos de trabajo. El mercado evoluciona a gran velocidad y el empleado debe responder ante estos cambios.

 Visión estratégica

 El trabajador debe saber planificar una estrategia y a la vez dirigirla. Son muchas empresas en las que ya no hay una pirámide de mando y ahora son todos los trabajadores los que en algún momento tienen que liderar un proyecto. Hoy en día hay que ser bueno trabajando en equipo, convencer y saber dirigir.

 Capacidad de análisis

 El trabajador debe tener capacidad de análisis y síntesis. Esto le permitirá tener una visión más real de lo que sucede en la empresa y poder tomar así decisiones de mayor calidad.

 Negociación y gestión

Hoy en día se necesita de perfiles con capacidad de decisión y que consigan acuerdos ventajosos para las empresas, intercambiando información, debatiendo ideas y utilizando estrategias efectivas.

Autonomía y movilidad laboral

 El mercado cada vez es más global y las compañías van a necesitar de trabajadores autónomos que no tengan problemas a la hora de moverse de una ciudad a otra.

 Capacidad de comunicación

 Los líderes de hoy deben saber escuchar, comprender y saber transmitir sus ideas y opiniones. Un equipo tiene que ser participativo y conseguir así una retroalimentación.

 Ser creativo

 La creatividad es otra de las habilidades más demandadas en el trabajador de hoy en día. Hay que proponer soluciones y alternativas novedosas. Debe ser imaginativo y con ello, mejorar los procesos funcionales de la empresa, así como sus estrategias promocionales.

 Compromiso

 El trabajador debe esforzarse cada día al cien por cien. Este es el camino para conseguir los objetivos de la empresa, el mercado es muy exigente, por lo que se requiere de un alto nivel de integración y gran equilibrio físico, emocional e intelectual.

 

 

 

 

 

 

 

 

Los puestos de trabajo evolucionan constantemente y las competencias necesarias para realizarlos también cambian. Debes asegurarte que tu formación y aptitudes serán las demandas en el futuro.

El trabajador de la próxima década

En la próxima década los profesionales serán los dueños de sus conocimientos y las empresas tendrán que competir para atraer a los mejores. De ahí que la formación será clave, por ello te invitamos a conocer los cursos de Formación Universitaria.

Trabajar sin ir a la oficina

Cada vez serán más los profesionales que trabajarán desde casa. Estamos ante una nueva relación laboral enfocada más a la prestación de servicios que al cumplimiento de unas determinadas horas. Esto provocará la desaparición física de muchos puestos de trabajo.

Mayor flexibilidad

El profesional tendrá mayor autonomía y una menor presencia física. Se hablará más de integración que de conciliación, dónde la injerencia de las empresas o compañías en la espera privada será algo cotidiano. No es una situación fácil y será el trabajador quién tendrá que gestionar esto.

Quién gestiona los cambios

El mundo 2.0 dará hará que las empresas sean más autosuficientes a la hora de seleccionar un determinado trabajador, sobre todo en la identificación, evaluación y desarrollo de los candidatos. El mercado laboral sufrirá cambios muy importantes que generarán una enorme incertidumbre.

Más autónomos

En la próxima década habrán muchos más autónomos y freelance, conviviendo con otros profesionales como los Knowmads (nómadas del conocimiento) y los e-nomads (trabajadores hiperconectados y sin presencia física). A esto habrá que sumar los Golden Workers, aquellos que a pesar de estar jubilados querrán seguir trabajando.

Retribución

La retribución también cambiará y serán acordes a los nuevos cambios. Mientras más único sea el conocimiento, mayores será las retribuciones que las empresas estén dispuestas a pagar.

Profesiones sostenibles

Los trabajos o profesiones durarán menos en el tiempo y muchos de los perfiles de hoy en día, igual no existirán en la próxima década. Todos estos cambios no serán fáciles de definir, porque todo evoluciona a gran velocidad.

La búsqueda de empleo es ya de por si un trabajo, cuyo culmen final es la entrevista de trabajo. El reclutador no sólo valorará si el currículum vitae es idóneo, también será el momento decisivo para encontrar la ocupación deseada.

 FORMACIÓN_UNIVERSITARIA_ENTREVISTA_TRABAJO

La entrevista de trabajo debe ser preparada para poder sacarle el mayor rendimiento posible. Si ya preparaste tu currículum vitae, trabajaste una carta de presentación y has gestionado bien tus perfiles en redes sociales, ahora no debes bajar la guardia.

Hay que tener claro que cada entrevista de trabajo es diferente y tiene sus peculiaridades, por lo que deben ser trabajadas de forma individualizada. A veces no será fácil, por eso hay que tomárselo muy en serio.

 Cuatro consejos básicos para afrontar tu entrevista de trabajo con éxito

 La imagen personal y la ropa con la que acudir a una entrevista de trabajo es súper importante. La primera imagen cuenta y hay que tener una buena apariencia personal ir con la ropa adecuada.

 Lo de la indumentaria puede generar mucho debate, pero de lo que se trata es de ir cómodos y acorde a la situación. Debes ir con una imagen igual o similar a la de trabajo. Si por ejemplo, no eres de utilizar trajes no tienes porque utilizarlo ahora. Debes ser tú.

 La comunicación verbal será clave

 En las entrevistas de trabajo, este es uno de los grandes problemas. No vale ni contestar rápido a las preguntas que te hagan ni tampoco explayarse demasiado. Hay que tener en cuenta que el reclutador no tiene todo el tiempo del mundo pero que está ahí para escucharte.

 Lo ideal es que mantengas un tono de comunicación cercano y respetuoso. Intenta ser dinámico no caigas en la monotonía de hablar siempre igual. Eso sí, no vayas a cometer el error de soltar expresiones fuera de lugar.

 La comunicación no verbal también hay que entrenarla

 La comunicación no verbal puede transmitir tantas cosas positivas como negativas. Debes saber que esto también es entrenable y se puede mejorar.

 Trabaja tu modelo de comunicación, la forma de sentarse sentarte, de saludar, cómo colocar las manos o la reacción que puedas tener ante una pregunta incómoda, deben estar pensadas.

 Los nervios y la ansiedad que no se apoderen de ti

 En una entrevista de trabajo los nervios son muy traicioneros y pueden ser tu mayor enemigo. Generan ansiedad previa a la entrevista y también durante el proceso propio de la entrevista.

 Debes intentar mantener una imagen equilibrada y tranquila, ni excesivamente tímido ni tampoco lanzado. En el punto medio está la virtud.

 Otras cuestiones a tener muy en cuenta:

 No quejarse. El reclutador te hará distintas pruebas y no deberías mostrar rechazo a ninguna de ellas. Podría parece que escondes algo.

 Siempre positivo. No hagas alusiones a las malas experiencias profesionales que hayas podido tener. Esto te restará notablemente las posibilidades de ser el candidato ideal.

 Destaca tus fortalezas pero sin pasarte. No quieras transmitir que eres una persona infalible si no lo eres. Las empresas no buscan al trabajador perfecto. Eso sí, nunca vayas a decir que no eres capaz para el puesto.

 Resolver las dudas. Si el entrevistado quiere aclarar alguna duda posterior o quiere volver a entrevistarte, muestra la misma disposición que en la primera cita.

 Si se da el caso de que no te han elegido para el puesto de trabajo en cuestión, no te vayas a desanimar. La entrevista de trabajo ya es un éxito de por si, es el paso previo a conseguir tu puesto de trabajo.

 Recuerda que la formación sigue siendo un elemento fundamental para encontrar trabajo. También lo son las características y habilidades personales. Intenta sumar el mayor número de puntos posibles y tu empleo ideal te llegará.

 

Según distintos estudios, un reclutador tarda poco más de seis segundos en descartar un currículum vitae, por lo que debemos prestarle mucha atención a mejorar aquellos aspectos que sean claves para que esa persona lo siga leyendo y se interese por el.

1

Tu currículum vitae en función del puesto que quieres ocupar

Di a dios a un currículum general diseñado para optar por cualquier puesto de trabajo. Ahora debes adaptar tu información según el cargo que quieres ocupar y teniendo en cuenta también a la empresa que te diriges.

 Debes hacer referencia a la filosofía de la agencia en cuestión, además de adaptar el documento al sector concreto de la industria a la que te quieres dedicar. Por ejemplo, si te diriges a una consultora, intenta tener un diseño de currículum vitae más clásico. Por el contrario, si te diriges a una agencia de marketing on-line, intenta demostrar tu creatividad.

 Prohibido mentir

 Las mentiras saldrán a la luz, nunca deberías faltar a la verdad. Ahora bien, esto no es incompatible con destacar de la mejor manera posible tus cualidades. Debes conocerte bien a ti mismo y poner énfasis en tus puntos fuertes, intentando aportar valor añadido a tu currículum vitae. Esto te ayudará bastante a diferenciarte.

 Define unos objetivos

 Se ha discutido mucho si es recomendable definir unos objetivos, y si estos pueden llegar a ser una cuestión excluyente para el reclutador. Nosotros recomendamos que si deseas un trabajo que cumpla una determinadas expectativas, refléjalo. Si lo que quieres es simplemente encontrar un puesto de trabajo, no lo hagas.

 Cuidado con la extensión de tu CV

 Si tienes muchos años de experiencia, intenta resumirlo correctamente para no aburrir al reclutador. Debes tener capacidad de síntesis y sólo incluir aquella información que sea útil para ocupar el puesto de trabajo que deseas. No es aconsejable que el documento tenga más de dos páginas.

 Resalta tus logros

 Debes ser un poco pícaro y utilizar negrita o resaltar viñetas para resaltar tus funciones, responsabilidades o logros. Te recomendamos que debajo de cada trabajo que hayas realizado, especifique cuál ha sido tu cargo u ocupación. Hazlo en pocas palabras, no más de dos o tres frases.

 Tu información académica debe ser breve

 No debes resultar empalagoso ni grandioso a la hora de poner la información relevante. Con indicar el centro donde sacaste el título y el año de graduación, es más que suficiente.La formación académica es importante pero hasta cierto punto, se debe resaltar también la experiencia laboral, y si es mucha, colócala al principio, incluso antes de la formación.

¿Incluir aficiones?

 No es recomendable, lo importante para el reclutador es lo que harás en la empresa. Ahora bien, si tu afición se puede relacionar con tu puesto de trabajo, en ese caso si deberías indicarlo. Imaginemos que has sido capitán de un equipo de vela, pues si para el puesto al que aspiras debes tener capacidad de liderazgo y gestión de grupo, te vendrá muy bien indicarlo.

 Esperemos que estos sencillos consejos hayan sido útiles para mejorar tu currículum vitae y que te hagan la vida más fácil. Si estás buscando formación para enriquecer y mejorar tu expediente, te invitamos a conocer los cursos que tenemos en Formación Universitaria.

 

 

 

Si hay una palabra mágica en la búsqueda de trabajo, esa es la empleabilidad, que no es más que la potencialidad de una persona a la hora de ser contratada. El mercado laboral cambia constantemente y el trabajador debe adaptarse si no quiere quedarse fuera. Además, debe saber diferenciarse de su competencia para poder llamar la atención de los departamentos de recursos humanos de las empresas.

2

Una de las claves más importantes de la empleabilidad es saber predecir el futuro, visionar lo que haremos cuando pasen unos años. Uno debe saber cuáles son sus puntos fuertes y las competencias que le pueden servir para dedicarse a otras profesiones o mejorar en la actual.

A continuación te vamos ayudar a crear una estrategia para aumentar tu posicionamiento en el mercado. Así que atento a los siguientes puntos:

 Defínete

Debes definir de una forma clara y precisa cuáles son tus valores como trabajador, lo que le puedes aportar a una determinada organización y como potenciar el negocio de tu empresa o de otra empresa en la que te gustaría trabajar.

Este tipo de análisis lo puedes hacer a través de un análisis DAFO y te ayudará a tener claro distintos aspectos sobre ti, siendo mucho más efectivo en una determinada entrevista de trabajo.

 Visibilidad

Debes mejorar tus puntos de encuentros, 24 horas entre tu casa y la oficina no te ayudará a hacer nuevos contactos o fortalecer los que ya tienes. Deberías salir de la zona de confort y relacionarte no sólo con gente de tu entorno, también con otros colectivos que te puedan interesar, bien a través de participación en networking, charlas, conferencias u otras situaciones que te puedan generar una mayor visibilidad.

 Proactividad

 Hay que ser muy proactivo, no vale quedarse cruzado de brazos. Deberías proponerte ciertas mejoras, ser constante y comprometido contigo mismo. En cuanto a tu jefe o superiores, reúnete con ellos, habla de sus logros, propón mejoras, todo este de una u otra forma te ayudará.

 Positivismo

 Está demostrado que a las personas positivas les va mucho mejor, que encuentran la suerte o mejor dicho, la buena suerte, esa que dura para siempre, por eso es buena. Intenta ser pieza clave en el equipo de trabajo, aumenta tu productividad e intenta ser creativo.

 Llévate bien con tus compañeros

 Si te llevas bien con tu jefe y con tus compañeros de trabajo, tienes mucho ganado. Ellos serán tu primera referencia laboral y a través de ellos te podrá ir mejor en un futuro.

 Formación

 El mercado es cada vez más agresivo y hay que ser mucho más competitivo. Suma competencia y habilidades a través de una formación adecuada que ayude a mejorar tu empleabilidad.

 

¿Reciclarte profesionalmente? Claves para conseguirlo

 En la mayoría de los casos, los trabajos ya no son para toda la vida, ni siquiera se sabe cuanto tiempo durará un determinado perfil profesional en el mercado. Estamos en una era de cambio, en la que innumerables personas tienen que reciclarse, preparándose para un nuevo empleo.

11

 Es cierto que muchos no lo tendrán fácil para cambiar de trabajo o encontrar uno nuevo. La realidad nos dice que se requiere de un aprendizaje continuo, que la empleabilidad se mantiene e incluso aumenta cuando esa persona sigue formándose, especialmente si ha elegido algún campo muy específico.

 Así que no deberías dejar escapar la oportunidad de conocer todas las titulaciones que ofrece Formación Universitaria, seguro que en algunas de ellas está tu futuro profesional. Si te decides a reciclarte profesionalmente, atento a los consejos que a continuación te vamos a dar y que te ayudarán a encontrar un nuevo puesto de trabajo.

 Los sectores que más empleo demandan

 Una cuestión importante que deberías saber son aquellos ramas profesionales o emergentes que te ayudarán a elegir el camino que más te gusta y motiva. Aquellos trabajos relacionados con la hostelería, el turismo, la sanidad o la gestión y administración de empresas, además de los vinculados a las nuevas tecnologías, son perfiles de mucho presente y futuro.

 Analiza el sector que más te guste

 Una vez que aclares el sector en el que te gustaría trabajar, lo mejor será que lo analices con profundidad, estudies aquellas empresas más punteras y lo que demandan. También debes prestar atención a las características de cada de los empleos que se ofertan y ver si te gustan.

 La formación pieza clave

 Analízate, te ayudará a conocer aquellas áreas en las que te vendrán bien formarte y reforzar tu perfil profesional para conseguir ser el candidato perfecto de ese puesto de trabajo que tanto deseas. En Formación Universitaria tenemos titulaciones de postgrados, títulos acreditados por la prestigiosa Universidad Rey Juan Carlos, también por la Universidad de Nebrija y toda la formación profesional que necesites.

 La diferenciación es tu valor añadido

Los departamentos de recursos humanos de las grandes empresas cada vez buscan perfiles más concretos y segmentados, además de especializados en pequeños nichos. La mejor manera de diferenciarte de tus competidores es haciendo cursos en las área que hayas escogido, valorando las diferentes salidas profesionales reales.

 No tengas miedo

 Los cambios están ahí, son una realidad y cada vez se evoluciona más rápido, pero que no te vayan a bloquear o limitar. No tengas miedo a reciclarte, a motivarte con cambiar o aprender cosas nuevas, así como a montar tu propio negocio y encontrar la libertad financiera.

Ser un buen estudiante no es tarea fácil y no todo se basa en la inteligencia, ya que hace falta estar especialmente motivado para que el esfuerzo nos de el mayor rendimiento posible. Por eso, es muy importante tener claras las razones por las que uno ha decidido estudiar. En Formación Universitaria tenemos un amplio catálogo de formación según el sector, es importante que antes de estudiar tengas claro hacia dónde te diriges.

formacion-universitaria-consejos-estudio

Elijas la rama que elijas, siempre vas a necesitar un nivel de estímulo alto para poder rendir como un buen estudiante. Este estímulo debes encontrarlo en ti mismo, pensando y razonando los causas que te han llevado a elegir esa formación en concreto. Te recomendamos que te pares, pienses, mires al futuro y decidas.

Una vez que ya has elegido que quieres estudiar, es primordial llevar a la práctica una serie de técnicas de estudios que te ayuden a consolidar y sacar el mayor rendimiento posible a tus horas estudio.

1. Elige en un sitio tranquilo y cómodo para estudiar. Un lugar sin ruidos, con buena iluminación y por supuesto con una buena silla y una buena mesa.

2. El horario de estudio también importa, no es aconsejable estudiar en intervalos distintos, lo mejor es estudiar todos los días durante las mismas horas. De esta forma, el hábito de estudio se consolida mejor y la productividad es mucho mayor.

3. La memoria es otra de las claves en el estudio, ya que tienes que almacenar los contenidos en tu cabeza para luego poder expresarlos en los exámenes. Es importante entender las cosas para memorizarlas mejor, si no hay un estudio comprensivo, recordarlo será mucho más difícil.

4. La prueba final de todo estudiante es el examen. Ese el momento más temido, por lo que hay que saber gestionar el antes de la prueba y el durante. Recuerda que el que aprueba eres tú y el que suspende también. El profesor sólo te marca el nivel, eso sí, las buenas relaciones siempre ayudan. Una vez que estás delante del examen debes leer las preguntas con mucho detenimiento, espera un poco antes de responder e intenta visualizar el contenido que has aprendido sobre esa cuestión. Es interesante responder en primer lugar las preguntas que mejor te sabes y dejar para el final las que peor llevas. De esta forma, gestionarás mejor tu energía y los resultados serán mejores.

5. El sueño es muy importante para afrontar un examen o una jornada de estudio con garantías. Muchos estudiantes pasan las noches en vela pero esta no es la mejor opción, es un reflejo de que no se ha trabajado bien y puede resultar muy agobiante aprender a marchas forzadas lo que se debería haber estudiando en su momento.

En caso de que no consigas los resultados esperados en una determinada asignatura, no te desanimes, intenta ver siempre lo positivo y saber que las horas no se pierden, tienes una parte del camino ya recorrido y confía que a la segunda lo aprobarás ¡Nunca pierdas la motivación!

Sabemos que has llegado a Formación Universitaria con mucha ilusión, motivado al máximo y que ahora quieres ser un estudiante responsable, es decir, prever, conocer y afrontar el estudio con toda garantía.

1

No vale culpar a otras personas o situaciones de un posible fracaso, eso sería poner obstáculos para lograr tus objetivos. Hay que afrontar el reto de estudiar con total plenitud, tanto a nivel mental como físico. Piensa sólo en ti e intenta hacerlo lo mejor que puedas.

 Si un alumno lleva a la práctica las claves que propondremos en este artículo, conseguirás ser un estudiante consecuente, adquiriendo habilidades que le ayudarán no sólo en lo académico, también en la vida en general.

 Prepararte cada día para aprender

Hay que pensar que estudiar es igual que trabajar. El estudio no es más que un entrenamiento para cuando des el salto al mundo laboral, siendo necesario adquirir distintas responsabilidades con el fin de tener una vida exitosa.

Es importante estudiar siempre a la misma hora, asegurándose de cumplir los objetivos diarios y tener el control de cada una de las asignaturas. Además, debes tener todos los materiales y detalles necesarios para estudiar.

Comprométete a tener una disposición activa, ser curioso y pregunta a tu tutor cualquier duda, no te quedes con la duda.

Anotaciones en los apuntes

Mientras estudias, debes hacer anotaciones, construyendo así la estructura y base de tu formación. Los apuntes ayudan a reflexionar y a resolver dudas, rindiendo mucho más y preparándote para el día de la prueba.

Es importante tener un cuaderno en blanco donde dar forma a todas esas anotaciones, esto te favorecerá a tener controlado todo el material mientras preparas cada asignatura.

Señala también los puntos principales de cada materia, los temas, las fechas de las tutorías o de los exámenes, así como cualquier circunstancia relevante puedan incidir en el resultado final.

Optimizar tu tiempo

Manejar tu tiempo con orden te ayudará a ser más eficiente y productivo. Sin duda, con disposición mejorarás tu rendimiento académico.

Es primordial utilizar un calendario o agenda para conservar apuntado todas las fechas importantes, las obligaciones o cualquier cita. No alargues las cosas, no esperes, hazlas y ya está, si no, tirarás tiempo a la basura y aumentarás el estrés.

Por otra parte, es aconsejable empezar por las tareas más complejas y deja para el final las más sencillas. También define y cumple el periodo que vas a tardar en cada actividad.

Ser previsor

Debes estudiar cada día, anticipándote a la fecha de examen. Evita esperar hasta el final para darlo todo. Debes ir comprendiendo los contenidos gota a gota, te ayudará a entenderlos mucho mejor. Te recomendamos comenzar por los conceptos generales y luego ir bajándolos al detalle.

Solicita ayuda a tus profesores y tutores

Un estudiante siempre tiene dudas y le cuesta comprender algunos conceptos. Si no las resuelves, su nivel y preparación será menor para el día del examen. Es conveniente apoyarse en los profesores y tutores, además de ser muy proactivo con el aprendizaje.

Asume responsabilidades con palabras y acciones

 Asume la responsabilidad de que si suspendes o no llegas a entregar un trabajo a tiempo, es por motivos o circunstancias que dependen de ti.

Es aconsejable comprometerse y aceptar las obligaciones que todo estudiante tiene. Esto reforzara la capacidad de sacrificio del alumno y tendrá una mayor y mejor concentración.

Para conseguir el éxito y mejorar los resultados académicos, se deben controlar varios aspectos que ayudarán notablemente al estudiante. Así que en este post vamos a comentar varios consejos o recomendaciones para que a un nuevo estudiante de Formación Universitaria, le vaya todo mejor.

1

Lo que pretendemos es reducir la posibilidad de que surjan imprevistos y que el estudiante esté más informado y se más proactivo, todo esto le ayudará a cursar con más éxito su año académico.

El estudiante y sus normas

Todo estudiante debe saber y conocer con detalle las normas que regulan toda la actividad y la relación del estudiante con Formación Universitaria, tanto a nivel de procedimientos académicos como administrativos, así como los correspondiente a la evaluación, al aprendizajes y al reconocimiento de los estudios. Por lo que recomendamos es que se lean detenidamente las normas generales del curso en cuestión.

El plan de estudio

Todo estudiante debe conocer detalladamente el plan de estudio del programa o curso del que se haya matriculado. Cada curso tiene una estructura programada de contenidos, requisitos y procedimientos, con lo que desde su inicio se establecerán ciertas reglas o condiciones importantes que el estudiante debe tomar en cuenta para evitar errores o desaciertos durante el año de estudio, y vaya alineado a lo que el curso le va a ir pidiendo.

La información de contacto actualizada

El estudiante debe tener actualizada la información de contacto para que Formación Universitaria pueda contactar con él e infórmale de cualquier acontecimiento o hecho relevante en relación a sus estudios, y más teniendo en cuenta que hablamos de formación a distancia.

Justo en el momento de realizar la matricula, el estudiante tendrá que facilitar esta información de contacto y si es modificada durante el curso, deberá igualmente actualizarla para evitar problemas de comunicación.

Plataforma

El estudiante debe saber manejar la plataforma y los contenidos digitales que Formación Universitaria les ofrece. Así podrá realizar sus consultas, ver sus notas, repasar su historial académico, entre otras cosas importantes.

Leer todo el documento

El estudiante debe conocer todo el material académico, los objetivos del curso, así como las tutorías y formas de la distribución de los contenidos. Es importante tener clara la dinámica del curso.

Organización

Registrar, planificar y organizar todo asignatura es clave para todo estudiante, con la idea de que le dedique el tiempo necesario y pueda cumplir con las fechas de cada asignatura, estando al tanto de todas ellas.

Así mismo, debe aprovechar todos los recursos que le ofrece Formación Universitaria. Hablamos de videos, blogs, audios, tutorías, prácticas y todo lo relacionado con los temas y contenidos propios de cada asignatura, así realizar un esfuerzo para la interiorización de los aprendizajes.

Guardar la documentación

El estudiante debe cuidar, organizar y guardar bien los contenidos, las tareas, los informes, los materiales y todo aquello que le pueda servir de respaldo para cualquier tipo de reclamación futura.

Visitar la web de Formación Universitaria

Es importante que el estudiante esté al tanto de todo lo que acontece en Formación Universitaria, por lo que deberá visitar su web, conocer mejor los servicios, los materiales, los profesores o todos aquellos contenidos que puedan ser útil para el estudiante.