Medios Sociales
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On GooglePlusVisit Us On YoutubeVisit Us On LinkedinCheck Our Feed

Formación a distancia

Para conseguir el éxito y mejorar los resultados académicos, se deben controlar varios aspectos que ayudarán notablemente al estudiante. Así que en este post vamos a comentar varios consejos o recomendaciones para que a un nuevo estudiante de Formación Universitaria, le vaya todo mejor.

1

Lo que pretendemos es reducir la posibilidad de que surjan imprevistos y que el estudiante esté más informado y se más proactivo, todo esto le ayudará a cursar con más éxito su año académico.

El estudiante y sus normas

Todo estudiante debe saber y conocer con detalle las normas que regulan toda la actividad y la relación del estudiante con Formación Universitaria, tanto a nivel de procedimientos académicos como administrativos, así como los correspondiente a la evaluación, al aprendizajes y al reconocimiento de los estudios. Por lo que recomendamos es que se lean detenidamente las normas generales del curso en cuestión.

El plan de estudio

Todo estudiante debe conocer detalladamente el plan de estudio del programa o curso del que se haya matriculado. Cada curso tiene una estructura programada de contenidos, requisitos y procedimientos, con lo que desde su inicio se establecerán ciertas reglas o condiciones importantes que el estudiante debe tomar en cuenta para evitar errores o desaciertos durante el año de estudio, y vaya alineado a lo que el curso le va a ir pidiendo.

La información de contacto actualizada

El estudiante debe tener actualizada la información de contacto para que Formación Universitaria pueda contactar con él e infórmale de cualquier acontecimiento o hecho relevante en relación a sus estudios, y más teniendo en cuenta que hablamos de formación a distancia.

Justo en el momento de realizar la matricula, el estudiante tendrá que facilitar esta información de contacto y si es modificada durante el curso, deberá igualmente actualizarla para evitar problemas de comunicación.

Plataforma

El estudiante debe saber manejar la plataforma y los contenidos digitales que Formación Universitaria les ofrece. Así podrá realizar sus consultas, ver sus notas, repasar su historial académico, entre otras cosas importantes.

Leer todo el documento

El estudiante debe conocer todo el material académico, los objetivos del curso, así como las tutorías y formas de la distribución de los contenidos. Es importante tener clara la dinámica del curso.

Organización

Registrar, planificar y organizar todo asignatura es clave para todo estudiante, con la idea de que le dedique el tiempo necesario y pueda cumplir con las fechas de cada asignatura, estando al tanto de todas ellas.

Así mismo, debe aprovechar todos los recursos que le ofrece Formación Universitaria. Hablamos de videos, blogs, audios, tutorías, prácticas y todo lo relacionado con los temas y contenidos propios de cada asignatura, así realizar un esfuerzo para la interiorización de los aprendizajes.

Guardar la documentación

El estudiante debe cuidar, organizar y guardar bien los contenidos, las tareas, los informes, los materiales y todo aquello que le pueda servir de respaldo para cualquier tipo de reclamación futura.

Visitar la web de Formación Universitaria

Es importante que el estudiante esté al tanto de todo lo que acontece en Formación Universitaria, por lo que deberá visitar su web, conocer mejor los servicios, los materiales, los profesores o todos aquellos contenidos que puedan ser útil para el estudiante.

Con la llegada del Año Nuevo llega el momento de hacer balance de todo lo que hemos hecho durante el año, y marcarnos objetivos y metas nuevas para el próximo año. Si no quieres que los buenos propósitos para 2017 acaben en el olvido deberás ser constante, estar motivado y ser organizado. Estos son los tres factores claves para alcanzar tus objetivos para el nuevo año. A continuación algunos consejos de parte del equipo de Formación Universitaria, para que hacerlos realidad esté en tu mano.

formacion-universitaria-objetivos

Una actitud positiva ante unos objetivos específicos

La inseguridad o el aburrimiento son palabras que no pueden existir en tu vocabulario a partir de hoy. Una actitud positiva ante lo que está por llegar es lo mejor que puedes hacer. Es parte fundamental que debes cumplir para mantener todo el tiempo esa motivación que necesitas para alcanzar tus metas.

Además, es importante que seas realista y te marques unos objetivos específicos, de forma clara y concisa. Esto te ayudará a proyectar tu camino, identificar qué quieres lograr y cómo puedes hacer para lograrlo. No te plantees objetivos generales, fija metas específicas, con resultados tangibles y plazos determinados que te permitan elaborar un plan de acción realista.

Analiza tus motivaciones académicas

Cuando llega el nuevo año, todos queremos cambiar nuestra rutina pero, en pocas semanas, este impulso y deseo puede perder fuerza. Para que esto no ocurra, tómate el tiempo necesario para reflexionar y analizar lo que te motiva. No te fijes en tu entorno, cada persona es diferente y tiene unas metas distintas en la vida. Para algunos, el simple deseo de aprender y alcanzar buenas notas es suficiente para mantenerlos motivados, sin embargo, para otros, les motiva aumentar sus conocimientos o prácticas en una materia concreta o superar algún obstáculo concreto con esa asignatura atragantada, o incluso cambiar de titulación o estudiar en una institución concreta.

Sea como sea, lo que te motive no es realmente importante; lo importante es entender tu motivación y usarla en tu beneficio para ayudarte a superar épocas difíciles.

Organízate y prioriza tus tareas

Lo mejor para ello es tener tu agenda o calendario muy a mano. Haz una lista diaria de lo que tienes que estudiar o las tareas que debes realizar. Organízate por horas lo que le dedicarás a cada materia y ten a mano los materiales que vas a necesitar para ello.

Establece en las tareas un orden de prioridades. Si llevas una asignatura peor o te cuesta más estudiarla, ponte a ello antes que con las demás. O por el contrario, ten en cuenta las fechas de entregas o exámenes para establecerte con qué tarea debes ponerte antes. No tengas en cuenta cómo van tus compañeros. Lo que para uno puede resultar complejo, para otro es más fácil. Márcate tu propia agenda y calendario de tareas.

No esperes a que las cosas sucedan ni a que se den las condiciones más favorables o a que la inspiración te ilumine; sé el arquitecto de tu propia vida y da pasos constantes hacia tu meta. Estos han sido sólo algunos consejos o recomendaciones para poder alcanzar tus objetivos académicos en 2017, pero sin duda, el futuro está en tus manos. En Formación Universitaria estamos para ayudarte y asesorarte en tu camino profesional, pero la motivación y la constancia es fundamental en ti mismo. Ya verás como la recompensa… ¡será mayor!

Uno de los grandes debates entre los estudiantes es si se rinde más estudiando de día o estudiando de noche. La realidad es que cada persona es diferente y que hay muchos factores que afectan a la productividad.

jpg

Sin embargo, hay cuestiones objetivas que ayudan a decidirse por la mejor franja horaria para estudiar. En este post vamos a conocer los beneficios de cada una de las dos opciones.

Ventajas de estudiar de día

Si te gusta acostarte temprano y sueles descansar bien, durante las primeras hora del día tendrás mucha más energía y mayor capacidad de concentración. También seguirías el ritmo natural de trabajo de la mayoría de las personas.

Lo cierto es que de día es más fácil localizar a la gente, principalmente a compañeros, profesores o tutores. De esta manera podrás resolver tus consultas de una forma más rápida.

Igualmente, la luz natural hace que la vista sufra menos. La luz artificial siempre genera mayor fatiga ocular y puede afectar al ritmo natural de sueño de cualquier persona.

Ventajas de estudiar de noche

Durante el día la actividad es más intensa, hay más posibilidades de ruido y las distracciones son mayores. Sin embargo de noche, suele haber un silencio sepulcral que ayuda a tener la máxima tranquilidad.

Si te gusta estudiar en bibliotecas, también de noche encontrarás mucha menos gente. Además la mayoría duerme y ni siquiera las redes sociales te distraerán.

Por otra parte, se dice que por la noche las cosas se ven distinta, que la capacidad creativa aumenta y las cosas se observan con un punto de vista distinto.

Si finalmente prefieres estudiar de noche, te vamos a dar unos consejos para que puedas aumentar tu productividad:

1.- Tener una rutina. Estudiar de noche de forma esporádica no funciona, se debe establecer una rutina diaria para que el cuerpo se acostumbre y se le pueda sacar el máximo rendimiento.

2.- Descansar durante el día. Estudiar de noche no debe suponer dormir menos. Descansar bien es la clave para conseguir el éxito académico.

3.- La iluminación. La iluminación es muy importante, no por ser de noche hay que estudiar con poca luz. Si la luz es poca intensa dañará los ojos y tu rendimiento se verá resentido, teniendo más posibilidad de tener sueño.

4.- Controlar el tiempo. De noche se suele controlar peor el tiempo, por lo que es importante una buena planificación para organizar los tiempos de estudio con los de descanso.

5.- Crear un grupo. Si conoces otros estudiantes que estudien lo mismo que tu y que suelan hacerlo de noche, debes organizarte con ellos para poder tener contacto y resolver posibles dudas.

Si te gusta estudiar más de día o si prefieres hacerlo de noche, nos gustaría conocer tu opinión. Esperamos comentarios ;)

Si has empezado a estudiar con Formación Universitaria, ahora más que nunca debes saber que vas a necesitar de unos buenos hábitos, ya que son muy importantes para que consigas tu objetivos. En este post te vamos a enseñar como funcionan para que puedas conseguir tus propósitos con un menor esfuerzo.

1

 Es importante saber que cuando generamos un hábito, creamos un destino en piloto automático, delegando en el subconsciente una conducta para que nuestra mente trabaje, sin apenas gastar fuerza de voluntad.

A día de hoy se sabe que la fuerza de voluntad se agota, no podemos estar a tope durante todo el día, con la misma capacidad para hacer de todo. Por esto, podemos decir que gracias a los hábitos, consumiremos menos de nuestra fuerza de voluntad.

Si tenemos hábitos consolidados conseguiremos hacer mas acciones y producir más, aumentaremos nuestro poder mental y consiguiendo una fortaleza interna que nos permitirá llevar a cabo lo importante de verdad.

Esto no quiere decir que lo que hagamos a través de los hábitos no sea importantes, pero si lo podemos automatizar mejor que mejor, así conseguiremos menos energía y seremos mucho más productivos y consumiremos menos energía.

Para consolidar un hábito lo mejor es hacerlo siempre en entornos parecidos y obteniendo una recompensa. Por ejemplo, me levanto por la mañana veo unas zapatillas deportivas, eso me indica que debo ir a correr, voy a correr y cuando llego me pego una ducha y obtengo una recompensa, me siento física y mentalmente bien.

Si lo que se quiere es no perder mucha fuerza de voluntad debemos empezar el día con lo que más nos cuesta, porque como hemos dicho anteriormente, la fuerza de voluntad se agota.

Para entendernos mejor, vamos a utilizar la metáfora de cuando vamos a llenar un tarro de piedras. Si empezamos a llenarlo con las piedras pequeñas, seguramente luego las piedras grandes no nos entraran. Sin embargo, si empezamos por colocar primero las piedras grandes, luego las más pequeñas acabarán entrando por los espacios más pequeños. Así que lo que tenemos que hacer es empezar por lo más difícil y terminar por lo más fácil.

Se ha hablado mucho de los días que necesitamos para consolidar un hábito. En un principio se hablaba de los 28 días, últimamente se escucha más hablar de los 66 días consecutivos para asentar un hábito. Lo cierto es que son datos estimatorios, no son más que una media y también dependerán del hábito en cuestión. Vamos a poner un ejemplo un poco extremo para entendernos: si coges el hábito de tomar un poco de chocolate cada mañana, va a ser un hábito fácil de asimilar, pero lo que queremos es meditar una hora cada mañana, necesitaremos más días para finalmente reafirmarlo.

En cualquier caso, lo que debemos tener claro es que los hábitos son muy importante, haga el tiempo que haga falta para consolidarlos.

Y si damos un pasito más, podríamos hablar de un ritual, es decir, un conjunto de hábitos que nos llevan a sentirnos de una determinada manera. Por ejemplo, me levanto por la mañana, me pongo a hacer estiramientos, de repente me pongo a hacer meditación 15 minutos, después me doy una buena ducha de agua fría para activar el metabolismo y estar más despierto, etc.

Lo cierto es que los rituales son muy poderosos y conducen a sentirnos de una determinada manera, con un resultado muy positivo en nosotros mismos.

La Formación Profesional ofrece al estudiante la posibilidad de recibir una formación reglada y de buen nivel para incorporarse como un trabajador cualificado al mercado laboral. Se trata de una formación más práctica respecto a otras titulaciones universitarias convencionales y con un amplio abanico de titulaciones en los sectores profesionales más demandados. Si estás pensando en iniciar este tipo de estudios, te ofrecemos toda la información que necesitas para tomar la decisión e incorporarte al mercado laboral.

fu

 Aumenta la demanda de profesionales formados en FP

Actualmente, el 21% de las ofertas de empleo de calidad en España requieren de títulos de FP, siendo por tanto la segunda formación más solicitada por las empresas españolas, solo por detrás de la formación universitaria. La FP tiene buenos resultados en cuanto a la inserción laboral. Cada vez más, las empresas confían en ella, ya que además esta metodología está implantada en nuestro país desde hace años.

Amplio abanico de titulaciones

Casi medio centenar de cursos de FP forman el amplio abanico de titulaciones en diversos sectores y ámbitos que ofrece Formación Universitaria. Estos cursos y titulaciones da la posibilidad al alumnado de formarse de manera directa en el sector que le interesa para su futuro laboral con un enfoque muy práctico y muy centrado en su empleabilidad.

Las titulaciones con mayor salida laboral

Según datos del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE),  las titulaciones de FP con mayor salida laboral en 2016 han sido en los sectores administrativos, sanitarios, tecnológicos y en comercio y marketing.

En este sentido, el ciclo de FP de Grado Medio de Técnico en Gestión Administrativa es el ciclo que genera más contratos anuales en España con un total de 200.773 contratos en 2016, un 9’54% más que el año anterior. En cuanto al ciclo superior de Administración y Finanzas, con 133.559 y un 10’97% más de contratos acumulado, se consolida como el ciclo superior con mayor contrataciones.

Los auxiliares de enfermería es la segunda profesión más demandada en el mercado laboral. Aunque las ofertas de trabajo para los Universitarios de Enfermería estén pasando por una gran crisis en España, los auxiliares tienen una gran demanda por parte de clínicas públicas y privadas, ambulancias, hospitales geriátricos, etc…, aumentado la oferta en un 10’66%.

En Tecnología destacan los analistas y diseñadores de software y multimedia, y los administradores de sistemas y redes. La demanda siga aumentando debido al desarrollo tecnológico constante en todos los sectores productivos; mientras que en el sector del Comercio y Marketing, las empresas españolas buscan profesionales capaces de planificar, organizar y gestionar las ventas y la promoción para la expansión de su empresa. Un sector profesional que se prevé que siga aumentando en próximos años.

Una formación más práctica

Actualmente, la formación práctica es esencial para el alumnado. Las prácticas supone seguir con su formación en una empresa real, donde el alumno obtiene su primer contacto con el mundo laboral, así como el ganar experiencia en el sector profesional que cursa. Además, descubren también cuáles son las funciones específicas del puesto antes de tener el título, de forma que se sienten bien preparados para el reto laboral que les viene.

En Formación Universitaria, impulsamos tu empleabilidad a través de nuestra fuerte conexión con las empresas, lo que permitirá potenciar tu desarrollo profesional. Nuestros alumnos se emplean, y esto ¡te puede pasar a ti!

Aprender una lengua extranjera se ha convertido en más que una necesidad, no solo para el estudiante sino también para la empresa. La fuerte competitividad empresarial y laboral obliga a los jóvenes a formarse en algún idioma extranjero, lo que llega a convertirse en todo un reto académico. Te vamos a contar qué beneficios supone aprender idiomas, cuáles son los de mayor demanda, así como los cursos de idiomas que Formación Universitaria pone a tu disposición.

mistakes-1756958_1920

El idioma, una opción para encontrar trabajo

La posibilidad de encontrar un trabajo viene determinada por tres factores: la formación, la experiencia y los idiomas. Sea cual sea el puesto de trabajo, el conocimiento de un segundo idioma aumenta hasta en un 44% la posibilidad de encontrar un trabajo e incluso de incrementar las condiciones salariales respecto a una persona que no los tiene. Actualmente, hasta un 74% de las ofertas de trabajo cualificado exigen el conocimiento de idiomas como requisito indispensable.

En un mercado con mayor competitividad como es el actual, el conocimiento de algún idioma aumenta considerablemente las posibilidades de alcanzar un buen puesto de trabajo. De hecho, ya no solo sirve tener conocimientos en un segundo idioma, sino que en muchas ofertas de empleo ya se valora el conocimiento de un tercero, un rasgo este último que suponía un distintivo importante para el currículum, pero que ahora se está convirtiendo en un requisito básico.

Los idiomas más demandados por las empresas

Cuantos más idiomas conozcas, más competitivo será tu currículum frente al de otros candidatos. Dependiendo del sector en el que se trabaje o se esté buscando empleo, es importante dominar un idioma u otro. Por lo general, el inglés es el idioma básico, seguido del alemán; mientras que otras lenguas extranjeras como chino, ruso, árabe o japonés están cobrando fuerza debido a la apertura de nuevos mercados y oportunidades de empleo en estos países.

En España, el sector turístico, por ejemplo, es el que más exigencias establece en el conocimiento de todos estos idiomas. Mientras que en los sectores de ingeniería, finanzas, ventas, marketing, nuevas tecnologías y comunicaciones exigen cada vez más el manejo del inglés, francés y alemán, mientras que en el mercado de las importaciones y exportaciones se exige además el del ruso, chino, japonés y árabe.

Más allá del mercado laboral

Además de las puertas profesionales, dominar una segunda lengua nos puede ofrecer numerosas ventajas: un mayor desarrollo de la memoria; mayor concentración, ya que aprendemos a desarrollar nuevos sonidos; mayor eficiencia y una mente más abierta y desarrollada, que nos servirá para conocer mejor otros países, culturas y tradiciones completamente distintas a la nuestra.

First Certificate in English

En Formación Universitaria queremos acompañarte en tu desarrollo personal y profesional. Cuenta con nosotros para obtener tu título oficial Cambridge First Certificate in English mediante la superación de los exámenes que convoca Cambridge ESOL. En nuestros centros podrás adquirir los conocimientos y habilidades requeridas de forma sencilla y flexible.

Formación Universitaria es una institución autorizada por la Universidad Rey Juan Carlos y su Centro Integral de Formación permanente. Esto nos permite impartir diferentes cursos dentro de la amplia oferta formativa de esta reconocida Universidad. De esta forma nuestros alumnos tienen a su disposición una amplia selección de Cursos Acreditados en modalidad no presencial.

formacion-universitaria-rey-juan-carlos

La Universidad Rey Juan Carlos (URJC) es una de las instituciones educativas con mayor prestigio de España. Fundada en 1996 tiene su sede principal en Madrid, cuenta con una vida estudiantil muy activa y con un ambiente académico centrado en la investigación. Muchas de sus titulaciones destacan a nivel nacional, como las relacionadas con administración,  ciencias ambientales, medicina, periodismo o  turismo, entre otras.

Nuestra Institución Académica está debidamente autorizada por la Universidad Rey Juan Carlos a través de su Centro Integral de Formación Permanente para impartir una amplia oferta formativa en modalidad no presencial. Estos Cursos Acreditados por la Universidad abarcan un gran número de familias formativas relacionadas con Sanidad, Veterinaria, Servicios Socioculturales, Turismo, Hostelería, Gerontología, Imagen Personal, Actividades Físicas y Deportivas, Administración y Gestión Empresarial. Se caracterizan por su calidad y por contar con los mejores materiales didácticos. Ponemos a tu disposición contenidos formativos autorizados por la Universidad Rey Juan Carlos.

Los diplomas con Reconocimiento Universitario te dan la posibilidad de poder potenciar tu currículum y tu empleabilidad. Con este diploma con Reconocimiento Universitario podrás acreditar formalmente tus conocimientos cursados. Para realizar la mayoría de estos Cursos Acreditados por la Universidad, tan solo necesitas tener el nivel de estudios adecuado al programa formativo.

Contacta con nuestro equipo y te asesoraremos sobre los Cursos con Reconocimiento por la Universidad Rey Juan Carlos – Centro Integral de Formación Permanente.

Las reglas básicas para estudiar online o a distancia no difieren mucho de la formación presencial. La motivación y la constancia son los ejes en los que se centran los estudios de todo tipo. La formación a distancia requiere mucha dedicación, ya que una formación no presencial no implica que no debas dedicarle tiempo. A continuación te ofrecemos algunos consejos para superar un curso online o a distancia con éxito.

estudiar-distancia-formacion-universitaria

Márcate un horario y una rutina de trabajo

Lo principal a la hora de estudiar a distancia es que debemos marcarnos un horario de estudio y cumplirlo. Debes ser constante manteniendo una rutina de trabajo, que bajo ninguna circunstancia debemos abandonar. La ventaja de estudiar a distancia es que nosotros mismos seremos los que nos planifiquemos cada jornada de estudio y trabajo, pero siempre hay que tener en cuenta la dificultad que entrañan las asignaturas y la formación que hayamos elegido.

Hay que tener claro el tiempo que necesitas dedicarle al estudio. La educación no presencial permite realizar otras actividades simultáneamente (trabajo, familia, ocio). La clave está en encontrar el equilibrio perfecto entre los distintos ámbitos de la vida personal.

 

La orientación de un tutor

Es importante que el alumno contacte regularmente con el tutor asignado que dará a sus alumnos una orientación y ayuda de las materias más complicadas, además de ofrecer material didáctico alternativo y orientación del temario más importante de cara a los exámenes oficiales. En definitiva, el tutor permitirá al alumno también planificar sus estudios y mantener un constante diario en su preparación académica.

 

¡Sácale partido a los recursos tecnológicos!

Las Tecnologías de la Información y de la Comunicación (TIC´s) ponen a tu alcance los medios más sofisticados para estudiar a distancia. Además del contacto directo con un tutor asignado, el Aula Virtual y herramientas como foros, bibliografías o videoconferencias sirven no sólo para fomentar tu aprendizaje sino también como lugar de encuentro entre alumnos, profesores y personal administrativo.

En Formación Universitaria además podrás encontrar de forma gratuita diversos recursos online que complementarán tu formación no solo académica sino también laboral, dando a conocer a través de nuestra revista digital distintos aspectos relacionados con el emprendimiento, la empleabilidad y la formación.

Márcate tus propias fechas de entrega

Los estudios a distancia también tienen plazos límites para hacer entrega de trabajos o realización de exámenes, aunque con la ventaja de no tener que ir diariamente a clases y tener una “presión” diaria del profesorado. Sin embargo, márcate tus propias metas, es decir, fíjate fechas previas en las que tengas que haber acabado los trabajo o haberte aprendido el temario. Esto te ayudará a marcar una rutina, una constancia y un objetivo que solo te dará beneficios a nivel personal y académico. Adopta responsabilidades a tu trabajo, te ayudará a estudiar mejor y conseguir todo lo que te propongas. ¡Ánimo!

Cada día son más las personas que se animan a estudiar a través de la formación online a distancia. Una alternativa para que el alumno pueda estudiar y especializarse en la materia que desee y sin salir de su casa o ciudad. Son muchos los beneficios de este tipo de formación, pero ¿cuáles son? Te exponemos algunas de sus principales ventajas. ¡Trabaja en tu futuro!

fu-campan%cc%83a-2

Mayor flexibilidad horaria

Uno de los principales problemas de cualquier estudiante es compaginar la vida universitaria con la familiar y laboral. La obligatoriedad de asistir a clases impide en muchos casos poder realizar estudios universitarios. Esta es una de las principales ventajas de la formación a distancia, que ofrece mayor flexibilidad horaria y permite al estudiante marcar su propio ritmo de aprendizaje, organizar su horario y compaginar los estudios con otras facetas de sus vidas.

Estudiar sin desplazamientos 

Una de las grandes ventajas que ofrece la formación a distancia es que permite a acceder a una enseñanza reglada desde cualquier ubicación geográfica. Residir en una ciudad distinta a donde se encuentra el centro universitario deja de ser un problema con la formación online.

Esto además supone un importante ahorro de tiempo y dinero, ya que elimina los desplazamientos diarios y los gastos ocasionados de cambiar el lugar de residencia durante el curso. De esta forma la educación a distancia supone una importante reducción de la inversión media que un alumno debe hacer para formarse.

 Material y formación personalizada

La formación online permite al alumno tener acceso a todo el material docente en la red, así como un tutor o profesor que se encarga del seguimiento académico personal. No todos los estudiantes comparten las mismas inquietudes y necesidades. La formación a distancia permite al alumno llevar su propio ritmo y ser guiado por un profesor de manera personalizada, con material adaptado a sus propias necesidades e intereses.

En este sentido, Formación Universitaria tiene el compromiso de formar profesionales especializados y altamente cualificados, a través de una enseñanza personalizada de calidad, adaptada a los requisitos del mercado laboral, y que mejora la competitividad de los alumnos.

Amplia oferta formativa

La formación a distancia como la que ofrece Formación Universitaria favorece el desarrollo profesional gracias a los amplios programas de formación, orientación e inserción sociolaboral. Esto favorece el contacto entre alumnos y empleadores, que pueden encontrar a la persona idónea para su actividad laboral.

Gracias a la formación a distancia, cada vez son más los centros que amplían sus ofertas educativas a un mayor número de disciplinas que tradicionalmente eran presenciales. Las modalidades online de Formación Universitaria permiten realizar cursos, formación profesional, oposiciones, grados, posgrados, másters, y todo tipo de profesiones, facilitando al alumno la posibilidad de escoger estudios en función de sus objetivos profesionales.

Prácticas en empresas

Al contrario de lo que muchas veces se piensa, con una formación a distancia también se puede acceder a la realización de prácticas en las empresas del sector.

En este sentido, Formación Universitaria ofrece al alumno un amplio programa de prácticas, a través de la colaboración y convenios con decenas de empresas nacionales. El servicio de Gestión de Prácticas que Formación Universitaria pone a disposición del alumno, es totalmente gratuito.

Hay personas cuya aspiración laboral es poder trabajar ayudando a los niños porque se sienten muy identificados con este colectivo. Entre las aptitudes más recomendables para trabajar con los más pequeños deberás dominar la paciencia, la creatividad y empatía. Los niños pueden ser difíciles de llevar en ocasiones, pero también es un trabajo muy gratificante al ver los avances que se producen a lo largo de su vida.

Hay profesiones a las que puedes acceder a través de los distintos cursos que te ofrecemos en Formación Universitaria. Lo mejor de buscar trabajo relacionado con los niños es que no cierras una puerta, ya que puedes dedicarte a ayudarlos desde distintas ramas: sanidad, educación, tiempo libre, mantenimiento… ¿quieres conocer las profesiones que puedes ejercer?

Mejorando la salud de los pequeños

Puedes estar en contacto con los niños y aprender sobre su desarrollo, las enfermedades más comunes en la infancia y cómo tratarlas a través de un módulo de Auxiliar de Enfermería. Tratarás con todo tipo de pacientes, pero puede serte útil para comenzar a trabajar en el sector sanitario y seguir especializándote poco a poco hasta alcanzar tu meta de trabajar como auxiliar en una clínica pediátrica.

Educación desde la infancia

Con un curso especializado sobre auxiliar de infancia podrás desarrollar tu creatividad y tu trabajo rodeada de los niños. Estos estudios te permitirán trabajar en guarderías, centros escolares, talleres o como monitora en actividades extraescolares. De esta forma podrás contribuir a la educación de los más pequeños y aprender las claves del desarrollo evolutivo de los más pequeños para saber, en cada caso, cómo responder a las necesidades educativas de los niños.

Actividades al aire libre

Con cursos como monitor de actividades deportivas podrás acceder a puestos de trabajo relacionados con el deporte y orientarlo a los más pequeños. Por ejemplo, en talleres vacacionales, escuelas de verano o campamentos para la infancia. Además de trabajar con niños tendrás la oportunidad de desarrollar una profesión saludable y orientada a la mejora del estado físico y del bienestar de quienes están a tu cargo.

Conserjes de centros educativos

También hay otras profesiones en las que puedes estar en contacto con niños y aprender de ellos, aunque no estés en contacto directo con los más pequeños. Por ejemplo, puedes preparar una oposición a conserje de escuela. Serás el encargado de atender el centro y llevar a cabo su mantenimiento, atender a las visitas, supervisar las labores de limpieza y, en definitiva, de custodiar el centro educativo para que esté en las condiciones óptimas para la enseñanza. Es un ambiente de trabajo muy gratificante con un entorno lleno de jovialidad gracias a la presencia de los estudiantes que te permitirán crecer profesionalmente.

Como ves, hay muchas opciones para trabajar con niños, así que si buscas un empleo que te permita estar en contacto con los pequeños y crecer profesional y personalmente, puedes elegir entre una gran variedad de cursos de formación para alcanzar tu meta laboral.