Medios Sociales
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On GooglePlusVisit Us On YoutubeVisit Us On LinkedinCheck Our Feed

Si has decidido empezar a estudiar y hacer algún curso con Formación Universitaria, debes saber que puedes duplicar tu velocidad de lectura por dos, entender mejor todo lo que lees y aplicarlo a tus estudio para conseguir mejores rendimientos académicos.

formacion_universitaria_lectura

Aunque pueda parecer ciencia ficción, es totalmente posible leer el doble en el mismo tiempo, aplicando determinadas técnicas que cualquier persona puede aprender.

Actualmente estamos ante una generación en la que diariamente se crea una gran cantidad de información, por lo que aprender este tipo de técnicas se hacen necesarias. Sobre esto hay datos sorprendentes, como por ejemplo que en los dos últimos años se ha escrito más que desde el origen de la humanidad al año 2003 (irrupción de internet).

Así que en este post os vamos a hablar de una serie de técnicas para que las apliques en su conjunto (no de forma aislada), ya que es la forma de sacar un mayor rendimiento.

Leer con el dedo

Nos referimos a la técnica de marcar la línea con el dedo, un bolígrafo o cualquier otro elemento mientras lees. Con esto estableces una conexión física entre la lectura y el cerebro.

Con el simple hecho de marcar lo que estás leyendo, liberarás cierta energía mental que te será útil para leer a mayor velocidad. El dedo se debe ir moviendo cada vez más rápido e ir amentando así la velocidad de lectura.

Como cualquier atleta, es recomendable hacer un calentamiento previo a la lectura durante unos minutos. Se debe coger el dedo y pasarlo súper rápido por la pagina aunque no se entienda lo que se está leyendo.

De esta manera, el calentamiento hace que una vez que se empieza la lectura, se haga a mayor velocidad que si no se hubiese hecho el calentamiento.

Esta técnica en las escuelas siempre han sido evitadas por los profesores, pero realmente es muy útil, sólo hay que pensar cuando una persona realiza una búsqueda en el diccionario o en agenda telefónica, que inconscientemente coloca el dedo para ayudarse en la lectura.

En conclusión, debemos saber que con esta técnica se libera una carga en el cerebro teniendo más energía para ser empleada en leer más rápido.

 La subvocalización

 El tema de la subvocalización es muy complicado porque habría que modificar un hábito que tenemos bastante interiorizado. Se trata de recitar con una “vocecita” interna lo que se está leyendo.

Esta técnica realmente no es necesaria para la comprensión, pero si que a nivel cerebral se añade un nuevo canal que ayuda a la lectura. Al hablar internamente, se vuelve a escuchar lo que se lee y favorece la memorización.

Sería interesante usar la subvocalización sólo en aquellas palabras que realmente aportan la información valiosa, para así ganar una mayor velocidad en la lectura.

Mejorar la comprensión

Los problemas de comprensión suelen estar relacionados con problemas de concentración. A todos le ha pasado alguna vez que ha empezado a leer una página y ha tenido que volver a leerla porque no ha comprendido nada.

Aquí lo que realmente pasa es que con la lectura normal y lenta el cerebro se aburre, no tiene información suficiente para estar trabajando a tope. Si se consigue leer más rápido, el cerebro se mantiene más ocupado y la concentración mejora al aumentar la velocidad de lectura.

Si somos lectores ágiles y rápidos, comprenderemos mucho mejor.

El momento de la lectura

En el momento de la lectura o el estudio, es importante tener un lugar adecuado con un buen sillón, una buena luz y un sitio adaptado para leer y estudiar de forma correcta. Si por ejemplo se lee en la cama, se podrá leer una novela para relajarse pero a las tres páginas esa persona se dormirá.

Por lo tanto, si lees para aprender, estudiar y sacar información de un libro, lo ideal es hacerlo en un lugar de lectura donde el cerebro sepa que va a leer, en el mismo lugar y en las mismas condiciones.

La iluminación también es muy importante y debe ser equilibrada. No se debe tener una iluminación externa muy fuerte, utilizar una luz de flexo con otra de apoyo que podría ser la de la habitación.

Por otra parte, en cuanto a la comodidad, se debe estar cómodo pero sin excederse, hay que encontrar el equilibrio entre estar cómodo y a la vez tener una posición adecuada para poder llevar acabo las técnicas que ayudarán a tener una lectura más rápida.

Memorizar mejor

Para memorizar mejor, hay que estar bien concentrados y eso se consigue principalmente con dos de los consejos anteriores, el de leer más rápido y hacerlo siempre en un lugar adecuado.

También es importante de cara a la memorización de la información practicar las asociaciones inverosímiles. Hay que saber que el cerebro piensa en imágenes y si se imaginan imágenes raras se memorizarán mejor.

Un ejemplo sencillo que ayudará a entender mejor lo de las asociaciones inverosímiles es el de una persona que tiene que ir a comprar pollo, huevos y harina y quiere memorizar dicha compra. Pues bien, si imagina una gallina haciendo malabares con unos huevos y lloviendo harina, seguro que no se olvidará de que tiene que comprar esos productos.

Es una técnica que se puede empezar a practicar con cosas sencillas, imaginando imágenes extrañas que seguro ayudará a recordar la información.

Hacerse preguntas adecuadas

Un consejo para estudiantes es hacerse una serie de preguntas adecuadas antes de comenzar la lectura, porque de esta forma se dirige a la mente con ciertas preguntas que determinarán el conocimiento de la lectura.

Si por ejemplo coges un libro de marketing, antes de leerlo te puedes preguntas que quieres aprender, leer el índice, mirar la portada, la contraportada e ir planteándote lo que quieres aprender. Incluso sería bueno escribir esas preguntas para que ayuden al cerebro a buscar esa información mientras lee.

Estamos seguro de que si desarrollas estos hábitos de lectura conseguirás mejorar tu velocidad, tus hábitos de lectura y tu rendimiento académico será mayor, conseguirás con mayor facilidad tus objetivos ¡No te pongas límites!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>